Blogalia

"En el arte marcial como en la vida diaria. En la vida diaria como en un arte marcial."

Aikido

Sígueme en Twitter

<Abril 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
             


Todas las Historias

VELOCIDAD DE ESCAPE

Inicio > Historias > LA PAJA EN AJENO, LA VIGA EN EL PROPIO

2008-05-05

LA PAJA EN AJENO, LA VIGA EN EL PROPIO

Esta Entrada la escribí allá por finales de diciembre de 2007. La archivé. Tampoco era gran cosa pero era un desahogo personal, y como tal me lo tomé. Posteriormente, en Abril de este año volvió a parecerme adecuada, y editada de nuevo, la volví a archivar.
Pero recientemente, tras sorprenderme porque aparece un correo electrónico mio, que considero correspondencia privada según la legislación vigente (cosas de lidiar todos los días con la LOPD), en una Bitácora, sin consultar ni pedir permiso para ello; y en segundo lugar, doblemente sorprendido, porque se utiliza dicho correo para insultarme, calificarme de irrespetuoso, y decir que me descalifico por sí solo, le añado esta breve aclaración, y lo publico hoy.

Solo me queda por decir tres cosas: Que os vaya muy bien. No olvido. Se acabó.


*****************************************
Hay cosas con las que uno simplemente transige. No le molestan, o al menos no lo suficiente como para encolerizarte. Simplemente están ahí. Como cuando llueve. Uno no se cabrea con las nubes cuando llueve. Es absurdo perder energía con algo que es despectivamente indiferente a las propias emociones. En esa tesitura pues, uno transige.

Uno transige normalmente con cosas que no debería transigir pero que no hacen la vida tan suficientemente incómoda como para evitarlo o rebelarse, según el talante de cada cual. Así que simplemente las soportamos como soportan los elefantes a los mosquitos. Sabiendo que son molestos pero que no pueden penetrar suficiente la piel como para hacer daño.

Uno transige con la mala educación de los amigos. Soportas que te llamen imbécil, que libremente te insulten sin rechistar ni ser triplemente ofensivo como puede uno serlo. Y cuando intentas ser mínimamente asertivo, encima se molestan, se cabrean y se sienten ofendidos. Sencillamente porque son amigos. Cualquiera me puede decir que en ese caso no son amigos. Y yo supongo que de alguna manera también somos insultantes con ellos y que de alguna forma también nos aprovechamos cuanto podemos de ellos. Al fin y al cabo ¿qué es una amistad sino dos que se maltratan con aquiescencia mutuamente? ¿Qué hacemos cuando unas palabras que se pretenden humorísticas son sacadas de contexto y utilizadas para herir? ¿Qué ocurre cuando algo que se pretende humorístico se entiende como ofensivo? Hablemos por ejemplo, de mi entrada acerca del Cociente de Espectro Autista, que alguien aprovecha para insultar. Repetidamente. Sin lugar a dudas.

No es nuevo. Hace tiempo ya de esto. Recibo correspondencia insultante con cierta frecuencia. Nunca da en la diana. Erran el tiro. No saben que solo duele cuando proviene de alguien a quien aprecias. Quizás porque es de donde nunca te esperas que venga.

Uno transige con la hipocresía. Y no hay más hipócrita que uno mismo a poco que se sea sincero. No hay más hipocresía que la que existe en aquel que la soporta en los demás sin pestañear. Nos consideramos a nosotros mismos educados, o corteses, y lo que realmente somos no tiene nada que ver con ello. Al primer atisbo de impostura, de amabilidad fingida, de gélida calidez, uno debe, o bien reír a carcajada limpia. o bien sencillamente mandar a tomar viento a nuestro interlocutor.
Así, sin paños calientes ni preámbulos.

Y uno transige finalmente con la intransigencia.

Soportas que te llamen indocumentado, inculto, comunista, fascista, hijo de puta, no merecedor del aire que respiras por el simple hecho de pensar en las cosas que piensas. Y digo pensar en las cosas, no pensar "las cosas", porque más bien creo que uno no piensa las cosas. Los objetos de pensamiento no los elige uno mismo, sino que a tu mente acuden los conceptos o las dudas que por inclinación natural o por carácter es dado en pensar. Ciertamente soy de los que tienen tendencia a pensarlo todo demasiado. Temeroso de ofender, de pecar, de herir, pienso muy mucho las cosas antes de decirlas.
Pero inevitablemente, alguien se ofende. No puedes evitarlo. Es casi imposible. Siempre alguien, en algún lado, con una palabra, con un gesto mal entendido, se ofende.
Lo único que puedes hacer es no volver a mantener el contacto con quien te ofende.
Y así, uno pasa la vida.

Estupidiario y otras cosas | jomaweb | 5 Comentarios | Enlace


Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://jomaweb.blogalia.com//trackbacks/57192

Comentarios

1
De: Asghard Fecha: 2008-05-05 17:57

No es por meter el dedito en el ojo, pero te lo dije. Te dije hace tiempo que cortaras el rollo este que te traías.

¿Ves como sabe mas el diablo por viejo que por diablo?



2
De: Hector Fecha: 2008-05-05 19:22

No se por que e ofenden tanto, la verdad es que desde los 4 o 5 meses que te vengo leyendo (ya no me acuerdo ni por lo hice) me ha parecido muy divertido el ejercicio de descalificación windows - linux que llevamos en tu blog. Tampoco (según recuerdo) creo que te hayas pasado de la línea con tus comentarios, almenos no más de lo que hacen contigo y de como se descalifican entre comunidades.

Como sea, un saludo



3
De: LionHeart Fecha: 2008-05-06 09:32

Publicar un email privado sin permiso me parece de una bajeza moral inconcebible, que se agrava porque se hace con motivo injurioso.

Y si, yo también trabajo con la LOPD encima de la mesa, y es punible. Otra cosa es que te quieras manchar las manos con estos impresentables.



4
De: Juan Lupión Fecha: 2008-05-06 09:48

Yo creo que el que se descalifica por sí mismo es el que hace pública una comunicación privada sin el consentimiento del autor.



5
De: jomaweb Fecha: 2008-05-07 13:30

Por si nadie lo ha notado, esto es lo último que voy a decir sobre el tema.
Los correos ofensivos, guardados y archivados quedan.

No quiero saber nada mas de este tema, que me dejen en paz, y os recomiendo que no comentéis en sus sitios, pues me temo que también tendrán palabras para vosotros.

Gracias



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.81.230.32 (3ccd64cf86)
Comentario